¿Qué es el agua micelar y cómo usarla?


Agua micelar: ¿De qué sirve y como se utiliza?

Presentarse ante los ojos de otros con una apariencia bien arreglada y una cara limpia es una necesidad común. Para lograr este objetivo, es importante cuidar tu piel, y el primer paso para hacerlo es realizar una limpieza adecuada de la epidermis, que a menudo es un paso altamente subestimado.

Especialmente cuando utilizamos maquillaje, la limpieza es más importante, y por la noche es necesario limpiar el maquillaje de la cara. Sin embargo, algunas mujeres, quizás por el agotamiento de todo el día, no completan este paso fundamental del tratamiento, dañando así su piel.

Para limpiar correctamente el maquillaje de una manera práctica y rápida, una posibilidad es hacer uso de agua micelar.

El agua micelar es un producto cosmético que elimina el maquillaje, lava, hidrata y tonifica la piel, está entre los productos más eficaces para lavar la cara de forma diaria siendo a la vez capaz de purificar a epidermis. Una de las propiedades más conocidas de este desmaquillante es la de limpiar la piel sin agredir la barrera de protección natural de la piel contra los agentes externos, es decir, la barrera hidrolipídica.

A este producto al que algunos denominan "lavado inteligente", está particularmente indicado para los que sufren de una piel sensible. Permitiéndoles que disfruten de una piel tonificada y fresca sin irritaciones ni enrojecimientos.

¿Qué es la tecnología micelar?

Las llamadas micelas son un agregado coloidal de moléculas que se forman en solución acuosa por asociación espontánea. Tan pronto como las micelas entran en contacto con las moléculas de grasa, que forman la "suciedad", actúan como si fueran imanes, capturando las impurezas y atrapándolas dentro de ellas; para eliminarlos es suficiente pasar un hisopo de algodón empapado en agua micelar, que eliminará tanto el exceso de agua como las impurezas, dejando la piel limpia y fresca.

¿Cómo utilizar el agua micelar?

El agua micelar, teniendo el mismo propósito que el jabón y los desmaquillantes, funciona también igual que ellos. Es muy simple sólo es necesario tener un algodoncillo para verter el agua, una vez empapado, se frota ligeramente sobre la piel para limpiarla de todos los agentes con los que entró en contacto la piel y que, con el tiempo, podrían dañarla. Es importante recordar coger otro algodón para cada parte de la piel, con el fin de evitar la propagación de cualquier infección de la piel.

Ya en la adolescencia, es importante aprender a limpiarse la cara de forma correcta, especialmente si se usa maquillaje, pero muchas niñas no saben cómo quitarse el maquillaje de los ojos, por lo que utilizan el mismo desmaquillador que usan para el resto de la cara. Sin embargo, la zona del contorno de ojos es una zona muy sensible que, por lo tanto, requiere de un tratamiento más delicado. Algunas aguas micelares se pueden usar de manera segura en esta zona, lo que hace que el producto sea cómodo porque es adecuado para toda la cara.

¿Cuál es el momento ideal para hacerlo?

El mejor momento para utilizar el agua micelar es por la mañana. Durante el transcurso de la noche, la piel de la cara está sometida a una actividad intensa. Se regenera, consume energía y elimina las toxinas acumuladas durante todo el día a través del sudor. Con el sudor nocturno, de hecho, expulsa más de 1 litro de agua y con él muchas toxinas, por lo que es importante limpiar la piel lavándose la cara por las mañanas con el agua micelar.

Diferencias entre el agua micelar y un desmaquillador bifásico.

En los últimos años los desmaquilladores más utilizados en el mercado son los llamados bifásicos, compuestos por dos soluciones, normalmente una transparente y una de color. Tienen el mismo propósito que el agua micelar, sin embargo, contienen un componente aceitoso, lo que hace que la piel de la cara se engrase ligeramente en el momento posterior de la aplicación. Esto no nos va bien a todos y no es adecuado para todos los tipos de piel, especialmente si tenemos una piel grasa. Debido a este compuesto aceitoso, después de usar un desmaquillante bifásico, es necesario limpiar la cara enjuagándola con agua o usando un tónico.

Por el contrario, el agua micelar es completamente transparente, casi inodora y no es necesario enjuagarse después de su uso.

En este artículo, os animamos a probar nuestra agua micelar de rosa de damasco de BolleBio. BolleBio, en esta agua micelar, ha utilizado agua de flores de la maravillosa Rosa de Damasco de agricultura orgánica, que es delicada, refrescante y vigorizante. Han agregado zumo orgánico de aloe vera por sus propiedades hidratantes y calmantes. Finalmente, han elegido uno de los tensioactivos más delicados de origen vegetal.

Ahora puedes limpiar tu cara con suavidad, sin temor a irritaciones ni a la sequedad, y al mismo tiempo podrás eliminar los residuos de humos, sudor, maquillaje con unos simples gestos. Mientras lo haces, recuerda que el planeta te lo está agradeciendo.